Los ritmos latinos y las expresiones contemporáneas se apoderan de las jornadas cervantinas

  • Sankai Juku regresa al programa Cervantino con la primera de dos presentaciones en el Auditorio del Estado
  • Coreyah provocó aplausos como parte de su espectáculo interactivo en la Explanada de la Alhóndiga de Granaditas.

Guanajuato, México. 22 de octubre de 2022.- El segundo sábado de la edición 50 del Festival Internacional Cervantino (FIC) contó con artistas de todo el mundo, Corea desde Corea, Carminho directamente de Portugal, el regreso de Sankai Juku al Cervantino, la salsa del puertorriqueño Gilberto Santa Rosa y el jazz de Rodrigo Sosa y Alejandro Falcón.

Por la tarde, en el Teatro Principal se presentó la primera función del montaje El coleccionista de nubes. Homenaje a Enrique Ruelas, uno de los espectáculos comisionados por el FIC para esta edición, en coproducción con la Universidad de Guanajuato y la Fundación Cervantista Enrique y Alicia Ruelas A.C.

Dirigida por Luis Martín Solís, director de la compañía La Cumbancha, el montaje incluye escenas que dan cuenta de cómo la Plaza San Roque, una plaza de ropavejeros, se transformó en escenario para alojar una utopía de un teatro de carácter social. Escrita por Luis Martín Solís y Alejandro Román, la pieza que incluye música en vivo, también evoca la vida de Enrique Ruelas, como amante del teatro, maestro y precursor de uno de los encuentros de artes escénicas más importantes de Latinoamérica.  La vida del FIC, que este 2022 cumple 50 años, también aparece en escena, como pinceladas que recuerdan a las grandes figuras artísticas que han pisado sus escenarios, así como anécdotas que se han quedado para la memoria.

El montaje tendrá otra función este domingo 23, a las 18: 00 horas, en el Teatro Principal.

La Explanada de la Alhóndiga de Granaditas contó con otra participación especial originaria del país invitado para esta edición del Festival Internacional Cervantino, Corea, y se trató de la agrupación fusión tradicional y post-rock Coreyah, que presentó su último álbum Clap&Aplausse.

Esta presentación contó con un inicio con una mezcla de música tradicional corona en un ritmo lento con algunas combinaciones eléctricas que comenzaron a encender la fiesta cervantina, provocando que desde los primeros instantes el público aplaudiera, acto que es la intención principal del último álbum del grupo, crear un ambiente donde los espectadores participen desde el primer momento marcando ritmos con sus manos.

La vocalista, Hamvei intervino en varias ocasiones para agradecer en español, frases como “Hola Guanajuato”,” Somos Coreyah de Corea” y “Viva México” provocaron una expresión colectiva de ternura entre el público por la pronunciación, seguido de aplausos que no precisamente formaban parte de las interpretaciones musicales.

El concierto contó con la interpretación casi en su totalidad de su último álbum, acompañándose de sencillos que la banda ha creado a lo largo de sus diez años de carrera.

Para finalizar, nuevamente las palabras en español no se hicieron esperar en un discurso más largo, “las últimas canciones son Días Pasados y Que tengas un buen sueño, las letras están en coreano, pero podrán sentirlas en su corazón, gracias por regalarnos estos felices recuerdos en Guanajuato, los amamos México”.

La banda agradeció con una última interpretación tras su salida del escenario el sencillo que da parte del nombre a su álbum Clap!, poniendo a los asistentes a bailar, aplaudir y saltar sin problema alguno entre los asientos, terminando con un agradecimiento besando el escenario cervantino.

Anoche, el grupo de danza butoh Sankai Juku tuvo la presentación de su espectáculo KOSA - Entre dos espejos en el Auditorio del Estado, como parte del 50 FIC.

En entrevista, Ushio Amagatsu, stage manager de la compañía, explicó que este montaje fue realizado con los sentimientos provocados por la pandemia de COVID-19. “Quisiera encontrar el futuro, para poder transmitir a todos el sentimiento de qué es lo que va a pasar próximamente. Es una manera de expresión”, mencionó.

Amagatsu agregó que la danza butoh, la cual no usa escenarios y prevalece el maquillaje en el rostro y pocas ropas, la conoció cuando estudiaba en la universidad. "Llevo 47 años bailando. Los pensamientos de ese entonces van transformándose. Uno va encontrando sabiduría en el transcurso de la vida”.

En KOSA-Entre dos espejos, un grupo de cuatro bailarines rodea a un quinto, mientras éste hace movimientos con los brazos, lo cual genera una nube de polvo del maquillaje que porta por todo el cuerpo, que asciende al techo del teatro. A la par, es posible escuchar música de cuerdas y percusiones.

La expresión y plasticidad de los bailarines queda permanente en diversas escenas, ya que sus movimientos son tan pausados que dan la sensación de inmovilidad, lo cual termina por generar tranquilidad en el espectador.

Amagatsu consideró que siempre que es recibido en México, el público es muy cálido y demuestra su pasión de forma evidente, al contrario de la audiencia nipona, que es más reservada. “Al presentarme en México, los mexicanos son muy pasionales. Siempre lo he captado y es lo que siempre agradezco”, afirmó. Ello quedó reafirmado al recibir varias rondas de aplausos cuando Sankai Juku terminó su presentación. Hoy domingo repondrá una función en el Auditorio del Estado a las 20 horas.

Las cicatrices suelen generarse a partir de la maternidad, pero se encuentran en cualquier tipo de piel. El vínculo humano a partir de las memorias ligadas a lo materno fue el concepto bajo el que se desarrolló Matrices. Voces de Úteros Contemporáneos, una puesta en escena de la compañía Teatro de los Sueños presentada durante el segundo sábado de la fiesta del espíritu.

Natyeli Guevara Lafarga es la actriz que le da voz a las múltiples caras de lo materno: mujeres valientes, vulnerables y emocionales que pese a sus circunstancias brindan su mejor papel como madres.

Cinco percheros colocados indefinidamente en el escenario llevan la ropa que viste la identidad de la actriz principal, quien representa a cinco mujeres con historias marcadas por hechos trascendentales ligados a su maternidad: la muerte, lejanía e histeria, por mencionar algunos.

La pieza dirigida por Israel Álvarez Araujo plantea varias interrogantes en torno a este tema, para cuestionar lo que nos define como individuos. Madres, hermanas, tías, primas, hijas, son tan sólo algunos de los tipos de madre, que se amplían en tanto la historia de cada ser humano.

Por la noche, el Teatro Juárez se convirtió en una auténtica casa de fado. La cantante de origen portugués Carminho enamoró a la audiencia con su voz y su calidez humana.

La velada se desarrolló en un ambiente íntimo, con la iluminación del teatro totalmente apagada y un juego de luces rojizas y azuladas sobre el escenario que solo dejaba ver la silueta de la cantante y sus músicos. Desde ahí cantó temas de su álbum Maria; “es el que habla más de mí”, compartió con el público.

“Qué bonito estar aquí, en este escenario tan bello”, añadió. En seguida, invitó al público de los balcones a ocupar las primeras filas vacías. “Una casa de fado es un lugar pequeño, íntimo”, dijo. 

En ese ambiente de nostalgia, Carminho interpretó temas como Se vieres, Bom día amor, Sete saias, y Estrela, para la cual tomó su guitarra.

En distintos momentos compartió memorias de su niñez, etapa en la que comenzó a cantar fado, una tradición que heredó de su madre. Al final, la artista regaló un par de canciones al público cervantino, una de ellas fue Aquellos ojos verdes de Agustín Lara.

Este domingo, la actividad del 50 FIC concluyó con los ritmos tropicales del cantante Gilberto Santa Rosa.

La zona de Los Pastitos se cimbró con la llegada del “Caballero de la Salsa” para hacer bailar a todos los presentes, como parte del Camínalo Tour del puertorriqueño que ha pisado tierras mexicanas.

Santa Rosa saltó al escenario enfundado en un pantalón color negro y un saco gris. Muy lejos de las “mil derrotas” mencionadas en su tema Un montón de estrellas fue esta presentación, que tuvo una enorme afluencia, lo cual la convirtió en un éxito.

Si bien era tal la aglomeración de personas enfrente del escenario y más allá de la zona de Pastitos, en diversas ocasiones algunos espectadores se hicieron espacio para convertir el pavimento en una pista de baile y demostrar sus mejores dotes en los ritmos latinos. Así, diversas parejas bailaban cuando “El Caballero de la Salsa” interpretó temas como Conciencia o Almas gemelas.

Mientras que en los temas más románticos eran coreados por los presentes, como Vivir sin ella o Conteo regresivo. Tras cerca de una hora y 40 minutos, la presentación cerró con Qué manera de quererte, con lo cual Gilberto Santa Rosa dejó una marca salsera y de bachata en el 50 FIC.

Para cerrar la noche y continuar con los ritmos latinos, la fiesta tuvo cita en El Trasnoche, donde el Dúo de Jazz Cubano argentino, Rodrigo Sosa y Alejandro Falcón se convirtieron por ocasión especial en un trío con Degnis Bofill en las percusiones.

La velada contó con interpretaciones completamente instrumentales por parte del grupo, exhibiendo de forma ocasional mediante solos cada uno de los instrumentos, desde el piano de Alejandro Falcon, los vientos de Rodrigo Sosa y las percusiones de Bofill como un complemento que fue clave para la fiesta latina de la noche.

El concierto contó con interpretaciones originales como Obba Melli y Que nadie se meta con Rodrigo; así mismo con algunas interpretaciones de clásicos de la música latina como Solamente una vez y Bésame Mucho, los cuales contaron con arreglos propios que dieron un tinte distinto a la melodía original.

Por último, la agrupación terminó su set preparado con Chini, una canción especial para los tres y que los une como una familia músical, explicó Rodrigo Sosa. Dando paso así a una interpretación que el público aplaudió al ritmo y fue el parteaguas para solicitar otra canción. A lo que se escuchó una pieza con un poco de son cubano, jazz y ritmos latinos para deleitar al público cervantino.

La programación completa de la edición 50 del Festival Internacional Cervantino se puede consultar en festivalcervantino.gob.mx y en la aplicación oficial del festival. Visita las redes sociales del festival en Twitter (@cervantino), Facebook (/Cervantino) e Instagram (@cervantino). Sigue las redes sociales de la Secretaría de Cultura en Twitter (@cultura_mx), Facebook (/SecretariaCulturaMX) e Instagram (@culturamx).